Título
Título
Select Menu
Título Título Título
Select Menu
Título
Título
Título
Título
Título Título Título Título Título Título Título Título

Favourite

Actualidad

Pitalito

Región

Judiciales

Mundo

Deportes

Entretenimiento

Videos

Imagenes

» » » » » Envían a prisión a policías (r.) acusados de torturar a joven en Neiva


Marisol Berdugo martes, marzo 08, 2016


foto tomda del Diario del Huila 
Los agentes, que fueron separados de sus cargos en diciembre, no aceptaron los cargos imputados.

Un teniente y un patrullero retirados de la Policía Metropolitana de Neiva (Huila) fueron cobijados con medida de aseguramiento por su presunta participación en agresiones físicas y psicológicas cometidas contra Irma Yulieth Usaquén Rueda, 19 años, en hechos ocurridos el 21 de diciembre del año anterior.

Se trata del exteniente Cristian Felipe Arteaga Santacruz y el expatrullero Jhoann Manuel Álvarez Castañeda, investigados por los delitos de secuestro simple, tortura y abuso de autoridad. Sin embargo, durante la audiencia no aceptaron los cargos imputados.

Los dos expolicías, que se entregaron voluntariamente acompañados de un abogado, fueron recluidos en la cárcel de Rivera tras una medida de aseguramiento impuesta por el Juez Penal Municipal con Funciones de Garantías al acoger los argumentos de la Fiscalía que los consideró como “un peligro para la víctima”.

Contra otros dos exagentes, Jeimy Marcela Rodríguez Lozano y Yeison Arley Palacio Ospina, también cursan órdenes de captura por su posible participación en los hechos.
Los implicados, adscritos en ese entonces al CAI del barrio Alberto Galindo, en Neiva, detuvieron a Irma Julieth Usaquén Rueda por su presunta participación en el hurto de una motocicleta.

“Afirmaban los expolicías que la mujer era cómplice del hurto de una motocicleta bajo la modalidad de halado, la víctima se encontraba trabajando en el barrio Villa Laurel de Neiva”, dijo la Fiscalía.

En la denuncia instaurada ante las autoridades, la mujer narró que fue abordada por uniformados cuando se encontraba con uno de sus hijos menores en una panadería ubicada cerca de su casa del barrio Los Pinos.

“Me dijeron que yo tenía la misma vestimenta de dos personas que habían robado una moto, luego me montaron a una patrulla”, dijo la joven en la denuncia.
Luego la llevaron a un sitio apartado “donde me golpearon en la cara y el estómago y hasta me pegaron en la cabeza con sus armas, pero también saltaban encima de mí y hasta las botas quedaron marcadas en mis piernas”.

“Yo le pedí a la mujer policía que me ayudara, que no permitiera más los golpes, y no obtuve respuesta, pero a todo esto se suma que trataron de asfixiarme con una bolsa plástica que colocaron en mi cara”, denunció la víctima, que finalmente fue salvada por soldados que realizaban patrullajes en la zona de Vegalarga.

Desde el 23 de diciembre de 2015, cuando se conoció la versión de la afectada, la Policía Nacional dio inició a investigaciones penales y disciplinarias y en enero pasado procedió a retirar de la institución a los uniformados.

Tomada de El Tiempo Neiva


«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua