La semana de bloqueos en la vía Panamericana, protagonizados por más de 16.000 indígenas paeces del Cauca que reclaman desde tierras ancestrales hasta manejo de los recursos ambientales, ya deja pérdidas cercanas a los 10.000 millones de pesos, según Fenalco.

Mientras el Gobierno argumenta que sí les han dado recursos a los pueblos indígenas de la región desde hace varios años, los gremios y sectores políticos no comparten el cierre de la vía como mecanismo de presión. Es así como los gobernadores de Cauca, Óscar Campo; Nariño, Camilo Romero, y Valle, Dilian Francisca Toro, le escribieron cartas al presidente Iván Duque para buscar un diálogo que reabra el paso entre Cali y Popayán, por donde se mueven más de 18.000 viajeros al día, afectando no solo el país sino la movilidad hacia el sur del continente.

Los bloqueos también han impedido el paso del combustible procedente desde el Valle del Cauca. Para afrontar la inminente escasez, en Popayán prohibieron a las estaciones de servicio vender gasolina a los vehículos particulares, y en Pasto establecieron restricciones para la venta de combustible a carros y motos.

Protestas de los indígenas nasa por acuerdos incumplidos, en la vía panamericana, sur del país

Aunque el Gobierno ya envió a la zona, el martes, a la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, el Consejo Regional Indígena del Cauca (Cric) insiste en que hablarán solo con el presidente Iván Duque. “Si va a la frontera con Venezuela, por qué no viene al Cauca”, dicen.

Los indígenas, que han realizado 15 grandes protestas en la vía por los mismos motivos en los últimos 15 años, aseguran que todo comenzó en 1999.

Jhoe Sauca, coordinador del Cric, explica que ese año, después de una movilización indígena que duró 27 días, se lograron unos acuerdos con el gobierno del entonces presidente Andrés Pastrana en materia económica, social, cultural y humanitaria, y se expidió el decreto 982, mediante el cual se creó una comisión mixta “para el desarrollo integral de la Política Indígena del Cauca”.

Dicen que nunca les cumplieron a cabalidad lo que planteaba el decreto y que en el 2017, tras una nueva protesta, con el gobierno de Juan Manuel Santos se firmó la modificación del decreto 982 y se hizo el decreto 1811, con lo cual se actualizaba y se ampliaba el marco de acción de la Comisión Mixta para el Desarrollo Integral de la Política Indígena del Cauca, que definiría instrumentos para, de manera conjunta, establecer políticas públicas para los pueblos indígenas del Cric.


publicidad