Tanto Ómar Ambuila, su esposa, Elba Chará, y la hija de la pareja, Jenny, eran miembros activos de la Comunidad Cristiana de Paz desde hace más de 12 años.

Así lo aseguró Ricardo Díaz, representante administrativo de esa comunidad, segun la FM, que también agregó que la familia Ambuila alentaba a otras personas a congregarse a esa iglesia, en especial Elba Chará, que dirigía un grupo de mujeres.

“La familia hace parte de la Comunidad Cristiana de Paz. Están en la iglesia aproximadamente unos 12 años y también han ejercido, a través del tiempo, una especie de liderazgo en la iglesia con la gente. En lo que respecta a nuestra actividad ministerial,  se basa en invitar a la gente a estar en la iglesia en ciertos espacios que tenemos en la semana para compartir el mensaje y la palabra de Dios”, declaró Díaz.
Además, los Ambuila también hacían aportes económicos aunque como todos los miembros de esa iglesia, de acuerdo al representante, citado por la emisora.
“Las iglesias se construyen con la ayuda y con el apoyo de muchas personas, todos ponemos un granito de arena y seguramente ellos ponían su grano de arena”, manifestó.
Como era de esperarse, la comunidad quedó sorprendida con la noticia de que la familia está vinculada a una investigación por presuntamente hacer parte de una red de corrupción que permitiría el ingreso de mercancía de contrabando por el puerto de Buenaventura, y por lo mismo, dice La FM, espera que las autoridades dicten sentencia sobre este caso y así “aclaren toda la situación”.


publicidad