Un periplo por el sur del departamento del Huila, realiza desde ayer el señor Embajador de Francia en Colombia, Gautier Mignot para hacer un seguimiento al convenio de Cooperación "PREPARED MAGDALENA", suscrita entre laCorporación Autónoma Regional del Río Grande de la MagdalenaCORMAGDALENA y la Agencia Francesa de Desarrollo en Colombia,  AFD, que tiene por objeto valorar el potencial de la cuenca para la implementación de mecanismos para la reducción de emisiones por deforestación y degradación de los bosques.

El propósito es el de reforzar la capacidad de Colombia para dominar los mecanismos orientados a reducir los efectos del cambio climático. Este proyecto se ha implementado en el sur del Huila en este caso a través del componente Redd Huila corredor biológico Guacharos – Puracé.

En su llegada al municipio de Pitalito, el señor Embajador se reunió en la Finca Marengo de la CAM con los grupos de Monitoreo Vida Silvestre en este caso,  “Huellas  del  Macizo”, Fondo  Rotatorio  de  Crédito  Rural “La  Castellana” y  representantes de firmantes de Acuerdos de Conservación del Proyecto REDD.

De la misma manera sostuvo un encuentro con los Socios del Fondo Rotatorio La Castellana, firmantes de acuerdos de conservación. Al término de la jornada se reunió con los señores alcaldes de Pitalito, Palestina, Acevedo, San Agustín y la dirección Territorial Sur CAM para luego hacer un recorrido por el sendero de la Finca Marengo.

Gautier Mignot, sostuvo que el balance ha sido altamente satisfactorio teniendo en cuenta el compromiso de las comunidades y lo que se pretende es apoyar modelos de desarrollo sostenibles de ecología para que sean aplicados a otras regiones del país.



Explicó que el aporte de Francia para este proyecto a través de la ONF Andina esta relacionada a la asistencia técnica cuyos recursos provienen del Fondo Francés para el Medio Ambiente Mundial. Asegura que el compromiso por parte de las comunidades, alcaldes y gobernador le da una total confianza en el proyecto y sin lugar a duda el reto es la continuidad y pasar a la segunda fase que consiste en lograr que muchas empresas internacionales hagan ofertas y de esa manera venga a futuro las compensaciones de los esfuerzos hecho, es decir, poder vender los bonos de carbonos luego de todo un proceso de certificación.

El embajador señaló que sin duda este tipo de iniciativas buscan prevenir la deforestación; No obstante es necesario que así como se les prohíben que no talen hay que darles otras opciones de sustento para muchas familias que tal vez se han dedicado a esa actividad durante toda su vida.

Por su parte, el alcalde de Pitalito, Miguel Antonio Rico Rincón, señaló que se ha avanzado satisfactoriamente en este proceso en la que hoy se le puede mostrar al mundo la sostenibilidad de una zona de protección de las fuentes hídricas y de los recursos naturales.




Alfredo Carvajal