Una buena noticia que ha dejado el confinamiento de las personas en casi todo el mundo ha sido el incremento de las abejas, pues todo parece indicar que el 2020 a pesar de ser un año de grandes cambios, también podría ser el año de salvar a las abejas, esto es lo que indica un estudio realizado por La Organización Europea de Plantas Silvestres.

Estudios han demostrado la importancia de las abejas en el ciclo de la vida en el planeta tierra, sin embargo, la contaminación a afectado en gran manera a estos insectos, causando una mortandad desmesurada en su especie, lo que a afectado directamente los ecosistemas y la agricultura que depende de la polinización que estas realizan.


El hecho de estar en cuarentena, ha permitido que la vida natural vuelva a fluir, gracias a la disminución de del tráfico y la contaminación, dando paso a la regeneración de organismos vegetales como las flores y las plantas

Así pues  se puede evidenciar cómo en estos tiempos ‘difíciles’ la naturaleza toma la oportunidad para recuperarse y ganar espacio, sobre todo estos pequeños insectos que son tan necesarios para la agricultura colombiana.
publicidad