Mientras el presidente y autoridades departamentales, hacen un llamado a la cordura en estos tiempos, para evitar el consumo de alcohol y la celebración de fiestas, en la alcaldía de Aipe al norte del departamento, el mismo secretario de gobierno otorga los permisos para estas celebraciones.

William Tovar Tovar, contrariando la normativa nacional, departamental y municipal, ha emitido  permisos especiales para realizar fiestas familiares en plena cuarentena.

Según el Decreto municipal 126 del 19 de junio del 2020, firmado por el alcalde Octavio Conde el pasado viernes, se buscaba salvaguardar el bienestar y la salud de la población de Aipe, previniendo la propagación del Covid-19 en el actual estado de emergencia. Por esto como autoridad municipal decretó medidas como la prohibición de la circulación de motocicletas, motocarros, el expendio de bebidas embriagantes para preservar el orden público y garantizar las medidas de aislamiento preventivo obligatorio, durante este puente festivo.
Para hacer cumplir el decreto conmina a las autoridades policiales a ejercer el respectivo control. Controles que algunas veces derivan en comparendos.

Según el decreto municipal, habría ley seca y estrictas medidas para el confinamiento. No obstante, de manera irresponsable el secretario de gobierno William Tovar emitió un  permiso para una festividad donde se aglomeraron mas de 50 personas.


El desatino quedó en  evidencia con  el Permiso especial emitido por el funcionario al señor Guillermo Roa Tovar, para que realizara una fiesta de cumpleaños a su padre en el barrio las Marías, el pasado  domingo 21 de junio entre las 8:00 PM y las 12:00 AM.

El permiso que se dio para el  fin de semana en el marco de las festividades sampedrinas  y coincidiendo con la celebración del día del padre, se emite bajo la gravedad del juramento y se da con el objetivo de evitar que la fiesta fuera interrumpida por la policía. Además, advierte que la celebración se haría respetando los protocolos de seguridad, detallando: guantes, tapabocas, gel antibacterial y se guardaría el distanciamiento de dos metros.

El decreto municipal 126 que es fiel copia de las medidas nacionales tomadas sobre el actual estado de emergencia, no contempla ninguna excepción sobre la realización de fiestas o celebraciones familiares.

Según indicó el portal, AIPELEA,  el subintendente Andrés Bonilla comandante de la estación de policía de Aipe manifestó haber atendido el llamado de la comunidad sobre la fiesta con permiso administrativo.

El subintendente confirma que la fiesta se realizaba en el barrio las Marías y en el lugar celebraban cerca de 50 personas que consumían bebidas embriagantes sin ninguna medida de prevención.

Relata que sobre las 10:00 de la noche se atendió el llamado y al solicitar se detuviera la celebración las personas de la fiesta en estado de alicoramiento presentaron el permiso firmado por el secretario de gobierno. Para lo que se contactó al funcionario vía telefónica y este manifestó que tenía entendido que la fiesta era para diez personas. Según el subintendente la fiesta se detuvo y se disiparon los invitados.

La autoridad policial confirmó que no es el único caso en que se han encontrado con permisos firmados por el secretario en fiestas de cuarentena, los permisos especiales no se emiten a cualquiera. En esta ocasión la celebración era para el padre del señor Guillermo Roa Tovar, quien en la actualidad es uno de los encargados de distribuir las ayudas humanitarias de la administración.


Fuente: AIPELEA 


publicidad