Se conoce las imagenes de cómo una pareja se deshizo del cuerpo de su bebé, a la que acababa de asesinar, echándola una bolsa de basura y tirándola a la calle.

Dejó la bolsa a mitad de la calle mientras veía, a lado y lado, que nadie pasara por el lugar. Las imágenes fueron clave para que la madre confesara, este terrible caso sucedio en Brasil.

Fue un habitante de la calle el que descubrió a la recién nacida y alertó a vecinos y a la Policía que, tras revisar las cámaras de seguridad, descubrió la horrible escena.

Rosiane Nascimento Correia, mamá de la menor, confesó haber estrangulado a su hija con un sostén. Según ella, lo hizo porque estaba deprimida.

El padre de la bebé, Antônio Carlos Batista Conrado, de 26 años, no aceptó cargos.

La pareja y un tío de la víctima, Antônio Silvano Correia, fueron capturados. Los hombres deberán responder por ocultamiento de cadáver y la mujer, de 20 años, también enfrenta el delito de homicidio.

Uno de los policías que atendió el caso no pudo ocultar el llanto cuando reportó lo sucedido.

Publicidad