Título
Título
Select Menu
Título Título Título
Select Menu
Título
Título
Título
Título
Título Título Título Título Título Título Título Título

Favourite

Actualidad

Pitalito

Región

Judiciales

Mundo

Deportes

Entretenimiento

Videos

Imagenes


Pitalito Noticias martes, julio 05, 2016


Un alud de tierra en el kilómetro 40+600 dejó incomunicado al Caquetá con el departamento del Huila, de inmediato se dispuso de la maquinaria y el personal de Invías para habilitar el pasó, efectivamente el derrumbe fue removido en gran parte y se pudo permitir el paso de los vehículos que allí se encontraban represados.

Todo parecía estar normal, pero de un momento a otro la señora Zaide Yiseth Losada acudió a las autoridades y a los organismos de socorro e informó que sus familiares estaban viajando hacia la capital del departamento del Caquetá a un encuentro familiar, y que no aparecían.

La mujer angustiada les llamó en repetidas ocasiones y el celular de sus padres siempre estuvo sin señal. La angustia fue tal de la mujer que no aguanto más, ayer con gran desespero se dirigió hasta el sitio del derrumbe porque algo en el corazón le decía que ellos se encontraban allí.

La mujer pidió acompañamiento de las autoridades y los organismos por lo que de inmediato se trasladaron al lugar e iniciaron a remover el lodo que se encontraba en el sector.

Pasados algunos minutos se avisto un elemento extraño en medio del lodo y las unidades de la Policía y organismos de socorro se alertaron, efectivamente en el lugar donde había caído un alud de tierra y lodo el pasado viernes estaba sepultado un vehículo tipo Renault 4 color azul.

Una vez fue encontrado el vehículo en el interior se encontraron dos cuerpos que correspondían a los padres de Zaide Yiseth Losada.

Según se conoció una de las víctimas de este percance fue Gersaín Losada, padre de la mujer. El nombre de la madre aún se desconoce.

Las autoridades informaron que el carro que se encontró estaba completamente destrozado y en su interior estaban los cuerpos de dos personas quienes al parecer venían viajando desde Palermo y llegarían a un encuentro familiar.

El carro había sido difícil encontrarlo porque en el mismo sitio cayó un nuevo alud de tierra y lodo el sábado sobre las ocho de la mañana, por tanto hasta que la familia de las víctimas no dio a conocer la situación no se había sospechado que en el lugar se presentara una situación como la vivida.

Tomado de La Nacion Neiva 

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua