A sus 64 años de edad, Luis Manuel Salamanca Galíndez, reconocido antropólogo y gestor cultural histórico de San Agustín, fue asesinado de dos impactos de bala cuando salía a dar un tradicional y místico paseo nocturno, por las calles del barrio Yalcones de San Agustín.

Esto ocurrió pasadas las nueve de la noche, cuando su esposa escucho dos disparos, corrió a buscar a Luis, lo halló tirado en el suelo, yacía sobre un charco de sangre.
A pesar de que lo trasladaron aún con vida al hospital Arsenio Repizo Vanegas de San Agustín, no logró sobrevivir.

Su muerte es una gran pérdida para la arqueología no solo de San Agustín sino de Colombia y mundo, ya que el aportó con sus investigaciones gran parte de lo que hoy conocemos del vestigio de la cultura agustiniana.

Fue asesinado despidiéndose de la noche; la indagación judicial sobre quién o porque querían hacerle daño a esta persona, apenas inicia.

publicidad