Junto al hoy fallecido, otro sujeto resultó herido luego que la presunta víctima desenfundara su arma. Autoridades hacen un llamado a no tomar justicia por mano propia.

El hecho ocurrió en el sector de La Casona, en el oriente de Cali, cuando el motociclista fue abordado por dos presuntos delincuentes.

“Esperando el cambio del semáforo, se le acercaron dos jóvenes a pie, a tratar de quitarle la motocicleta, esta persona portaba un arma de fuego y sin mediar palabra, pues agredió a estos dos jóvenes”, señaló el coronel Miguel Ángel Botía, comandante de Policía Cali.

Uno de los jóvenes falleció en el lugar, al recibir al menos 4 impactos de arma de fuego, mientras que el otro fue trasladado a un hospital con dos disparos.

Ambos tenían antecedentes penales, según la policía: “Uno de ellos tuvo un ingreso a la cárcel por hurto y la otra persona también tiene antecedentes por hurto calificado y agravado”, añadió el oficial.
El abogado penalista, Luis Carlos Reyes, señaló que elmotociclista que disparó, podría enfrentar un proceso jurídico, dependiendo de su actuación.

“Si las pruebas así lo demuestran y su propia versión dice que sintió una agresión inminente y letal, él hizo uso del derecho de defensa legítima y por el miedo insuperable que es una causa eximente de responsabilidad”, aseguró el jurista.

Pero si se comprueba que el propietario de la motocicleta atacó a los dos hombres, podría enfrentar una pena de entre 17 y 30 años de cárcel por homicidio.

publicidad