Danna Balentina Méndez Ortiz, murió en un trágico accidente en carreteras de Boyacá el 25 de agosto pasado. Un mural con su rostro, fue realizado por un artista garzoneño.

Un lamentable accidente acabó con la vida de una joven promesa del ciclismo. Danna Balentina Méndez Ortiz, fue arrollada por una tractomula mientras entrenaba en carreteras de Boyacá, la mañana de 25 de agosto pasado.

El hecho causó dolor en el departamento del Huila, de donde era oriunda y, luego de los homenajes recibidos en la ciudad de Duitama, su cuerpo fue trasladado hacia el municipio de El Pital, donde recibió cristiana sepultura.

Para honrar su memoria el artista garzoneño David Martínez, plasmó su rostro en un mural que ahora recuerda la temprana partida de la deportista, así como la necesidad de llamar la atención de conductores de vehículos cuándo observen en las vías a estos deportistas que son vulnerables a sufrir accidentes.

publicidad