La senadora Esperanza Andrade, ponente del proyecto tramitado en último debate, dijo que los ladrones de cuello blanco irán a las cárceles ordinarias. 

La senadora Esperanza Andrade calificó como un gran paso para combatir las conductas ilícitas y dar transparencia a las actuaciones de los funcionarios públicos la aprobación en último debate del proyecto de anticorrupción en plenaria de Senado con 89 votos a favor.

La congresista del Partido Conservador, ponente de la iniciativa, coincidió con la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, en la importancia de acabar con beneficios para los corruptos. 

“Aprobamos en plenaria el proyecto que quita beneficios a quienes cometan actos de corrupción. Los ladrones de cuello blanco no tendrán más casa por cárcel, irán a una cárcel ordinaria; ni podrán volver a contratar con el Estado”, dijo Andrade. 


A continuación, destacó que la iniciativa extiende las inhabilidades a las personas jurídicas, cuando se trata de grupos económicos.  Actualmente, lo permite para las empresas individualmente. 
Cumpliendo

El texto aprobado era parte de los puntos de la consulta anticorrupción que obtuvo 11,6 millones de votos en agosto del año pasado y que el Gobierno se comprometió a tramitar en el Congreso.

“Lo aprobado era un compromiso que teníamos. Es el tercer proyecto anticorrupción que es tramitado con éxito en las últimas semanas en el Congreso”, dijo la senadora huilense.

Anteriormente fue aprobado en ambas Cámaras los pliegos tipo para contrataciones con el Estado y la publicación de las declaraciones de renta de altos servidores públicos.

publicidad