Fue un momento de emociones y dolor, y ocurrió en un evento de reconciliación al que asistieron congresistas de partido Farc y víctimas de violencia, en Bogotá.

El espacio de encuentro fue en la localidad de Sumapaz, por iniciativa de la Alcaldía de Bogotá, y allí se dio el encuentro entre la senadora Griselda Lobo, conocida como ‘Sandra Ramírez’, y Carmenza Adriana López, de la mesa local de Víctimas.

Las dos subieron a tarima y fue ahí cuando la congresista se dirigió a la mujer en un acto de reconciliación.

“Le pido perdón por ese dolor que sufrió, que nosotros causamos en algún momento, señora Carmenza. Le pido de corazón que nos demos un abrazo en reconciliación. Me iré tranquila, muy tranquila a mis actividades sabiendo que he recibido ese abrazo que, como mujer, siento el dolor que ha sentido sumercé”, dijo Ramírez, del partido Farc.

La senadora se acercó a la víctima para recibir el abrazo, pero se encontró con una respuesta tan sincera que a López se le entrecortó la voz.

“No es fácil. Para mí es un poco difícil, porque lo que quiero es que ustedes me digan la verdad, ¿qué fue lo que pasó? Eso es lo que necesitamos”, respondió la víctima.

La mujer sacó fuerzas para continuar e invitó a la senadora a que empiecen por buen camino esta transición:

“Llegará el momento en que podamos darnos ese abrazo. Perdóneme, pero es lo que siento en este momento. Iniciemos ese camino y que nos podamos fortalecer un poco más, y ese abrazo lo recibiré el día en que me digan la verdad”.

El momento terminó sin ese abrazo tan esperado y con palabras de dolor, pero el evento en general permitió que víctimas y victimarios dialogaran en un espacio de reconciliación que propició la alcaldesa Claudia López, como parte de los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial Bogotá -Región (PDET).

 

publicidad