La conductora arrolló a un peatón de la tercera edad en Inglaterra y siguió su marcha sin detenerse a socorrerlo. La acción, que ocurrió en 2018, quedó en evidencia por cámaras de seguridad.

 

Las autoridades lograron dar con el paradero de esta mujer gracias a la investigación. Sin embargo, primero fue detenido un hombre inocente, que se consideraba sospechoso de este accidente con omisión de socorro.

 

Finalmente, dieron con la culpable. Se trataba de Fatheha Begum, una mujer que, según la investigación, iba pendiente de su celular y no tenía la mirada en donde debía.

 

En principio dijo que no estaba involucrada en un accidente. Después manifestó que, de ser así, no se había dado cuenta, pues supuestamente en ese momento sufrió una pérdida momentánea de conocimiento por un ataque de asma.

 

El impacto contra el peatón causó algunos daños en su vehículo. Al ser confrontada dijo que era culpa de ladrones que se lo habían vandalizado.

 

Otro de sus métodos para encubrir todo fue eliminar 32 mensajes, dijo el tribunal que llevaba su caso. Todas sus mentiras se cayeron una a una.

 

La víctima era su suegro

 

Como se ve en las cámaras de seguridad, el peatón fue violentamente embestido por la conductora de 29 años. Otras personas se ofrecieron a ayudarlo y pasó 11 días recuperándose en una clínica con varias lesiones, incluida una fractura de pelvis.

 

Aunque el hecho de que fuera su suegro podría generar suspicacias, el tribunal de Leicester solo juzgó a la joven por conducir de forma imprudente y por todo el entramado con el que pretendía encubrir su irresponsabilidad al volante.

 

Finalmente fue sentenciada a 18 meses en prisión y no podrá conducir durante dos años y nueve meses.

 


publicidad