Por: Juan Manuel Macias Medina

 

En un polémico video que fue viral en redes sociales, se puede observar a doña Ana Luceida, una mujer de 86 años que fue desalojada de su vivienda, al parecer, por una deuda que habría adquirido un hijastro, ocasionando que la anciana quedara en la calle. En las últimas horas, la señora de 86 años fue internada en la Unidad de Cuidados Intensivos por un preinfarto.

 

Gritos y suplicas de doña Ana se pueden observar en el video que es noticia en diferentes medios de comunicación locales y nacionales. Familiares, vecinos y las autoridades hablaron acerca de la situación de Ana Luceida Nagles, quien, al no tener hijos, no tuvo opción que salir de su vivienda a esperar lo que la vida le deparara.

 

El procedimiento

 

Según las autoridades de policía, el desalojo se cumplió luego de que el Juzgado Primero Promiscuo de Palermo, que fue el encargado de manejar el proceso judicial, diera la orden para realizar el procedimiento.  Héctor Ruiz, Comandante de la Policía Metropolitana de Neiva, indicó que el infortunado hecho se presentó porque un allegado de la señora adquirió una deuda, y no cumplió con el respectivo pago.

 

Para Sonia Elien Nagles, sobrina de la anciana desalojada, su tía habría sido engañada por dos hijastros para que adquiriera una deuda aprovechándose de su edad.  Sabemos que el hijastro la engañó con la hijastra para que firmara una letra y son como 30 o 50 millones de pesos, ella aparece como fiadora, pero realmente no conocemos el tema de fondo. El caso es que no tenemos el fallo para poder saber qué fue lo que pasó exactamente”, precisó Nagles.

 

Según la sobrina, Ana Luceida había sido notificada hace un año sobre el embargo del predio. “hace un año le notificaron a ella que el predio quedaba embargado, pero ella no tomó acciones ni nada, ella a nosotros como familia nunca nos dijo nada, yo me enteré por el video que está en las redes sociales hace dos días”, agregó la familiar.

 

Por otra parte, la hija de Beatriz González, hijastra de la anciana que se quedó sin vivienda, indicó que ella no tiene nada que ver con la deuda que dejó sin hogar a la mujer de 86 años de edad. “Mi mamá no está enterada a fondo de la situación porque es hijastra de la señora Luceida, ella no tiene conocimiento de lo que hizo ni como lo hizo”, así mismo, indicó que su madre Beatriz Gonzales es la única persona que ha velado “emocionalmente” por la anciana. La primogénita, agregó que su madre no tuvo nada que ver con la deuda que dejó sin hogar a Ana Luceida.

 

Familiares y conocidos en desacuerdo con el desalojo

 

Familiares y conocidos de la señora Ana Luceida, manifestaron inconformes, que el procedimiento de desalojo estuvo mal hecho, para ellos, las actuaciones de las autoridades que estuvieron presentes en el desalojo, no garantizaron la salud de Doña Luceida. “Mi tía con su esposo que ya murió, eran dueños de la vivienda desde hace más de 40 años. Yo hablé con el personero de Palermo, y él me dijo que se le había garantizado la salud a mi tía, pero cuando fueron a sacarla no llevaron ni un psicólogo que tuviera en cuenta la salud mental de ella. En el momento del desalojo no había un psicólogo, no había un trabajador social, no tuvieron en cuenta el dolor que sintió mi tía de ser sacada de su casa donde vivió tanto tiempo”, aseveró la familiar.

 

Ana Luceida no tuvo, después del desalojo, otra opción que esperar un alma caritativa del municipio de Palermo que le ofreciera hospedaje. “Yo me la llevé para mi casa porque ella es nuestra mamá, ella siempre estuvo atenta a cualquier cosa que le pasara a uno, me la llevé para mi casa porque necesita ayuda, ella en estos momentos está recogiendo lo que sembró durante toda su vida. Ella nos dio amor durante muchos años y eso es lo que le estamos dando en estos momentos”, sostuvo la mujer que le ofreció hospedaje a doña Luceida, luego de que una deuda la dejara en la calle.

 

“Estamos muy disgustados con el personero de Palermo porque su función es proteger a la comunidad del municipio, el cometió muchas irregularidades en el desalojo; llegó en el carro de demandante que le quitó la casa, almorzó con los demandantes, no le importó la situación de la señora porque la tiraron a la calle, eso deja mucho que decir”, dijo la vecina que le ofreció vivienda a la anciana desalojada.

 

Por su parte, el personero del municipio de Palermo indicó que si se garantizó la salud de la mujer frente a la situación que vivió. “La señora se encuentra en un estado de salud positivo para la edad que tiene. Nosotros oficiamos para que se le siga haciendo un acompañamiento médico y psicosocial, también notifiqué a la Secretaría de Salud municipal para que incluyera en todos los programas que tienen, y también le notifiqué al comisario de familia, porque si es el caso, se deben fijar alimentos al adulto mayor, finalmente notifiqué a la alcaldesa para que tuviera en cuenta todas las solicitudes y pudiera articular una ayuda de manera integral.

 

Natalia Caviedes Chinchilla, alcaldesa del municipio de Palermo, se refirió al tema de la señora Ana Luceida. La primer mandataria de los palermunos, indicó que la administración municipal no dio ninguna orden para el desalojo y que es un procedimiento judicial. “Lamentamos profundamente la situación de la señora Luz, lo que conocemos es que es un proceso netamente judicial. Quiero expresar que nada tiene que ver la administración con el procedimiento, todo se debe a un fallo judicial del Juzgado Primero Promiscuo Municipal”, aclaró la alcaldesa.

 

Así mismo, Caviedes sostuvo que se está realizando una minga en la administración, para poder ayudarle con la vivienda a la señora Luceida. “Estamos haciendo todos los esfuerzos para brindarle una vivienda digna a aquellas personas que lo necesitan, pero esto nos toma un tiempo, tenemos proyectado que al finar el próximo año estaremos entregando 250 viviendas. La situación de doña luz no da espera, por eso dispusimos de un lote y estamos haciendo una minga entre todos los funcionarios de la Alcaldía y la comunidad para construirle una casa nueva donde pueda vivir”, indicó la funcionaria.

 

Así mismo, agregó que, desde la Secretaría de Salud, se están realizando las labores pertinentes frente a la situación de la anciana. “Estamos brindando todas las acciones porque comprendemos el dolor al perder su hogar y aunaremos esfuerzos con la comunidad para garantizarle la vejez digna”, puntualizó la primer mandataria de Palermo.

Publicidad