La Secretaría de Salud del Huila reportó una tercera persona quemada con pólvora en lo que va del mes de diciembre del 2020 en el departamento. Se trata de una menor de 10 años de edad, que se encontraba como observadora cuando fue alcanzada por un volador que le quemó una de sus manos.

Con esta ya son tres las personas que se reportan con quemaduras como consecuencia de artefactos de pirotécnia en el departamento del Huila. La primera fue una niña de 12 años de edad en Neiva que se quemó una parte del cuello con un tote y la segunda, un hombre de 20 años de edad, quemado en la noche de velitas.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud, en el país ya son 90 los quemados.

 

Publicidad