Al menos 85 familias indígenas están en riesgo de desplazarse por cuenta de los recientes enfrentamientos entre el ELN y el Clan del Golfo cerca de sus resguardos en zona rural de Alto Baudó Chocó.

Según la organización de Autoridades Tradicionales Indígenas de Colombia, el fuego cruzado se reporta en inmediaciones de la comunidad Emberá Dobidá Mohamía del resguardo alto río Baudó, Chori Jurubirá.

Estos ataques dejan, por el momento, una mujer de la comunidad fallecida y otra herida.

“La población indígena está dispersa huyendo, desplazándose a la comunidad de Miacora, buscando refugio, desde la misma manera a la comunidad de Santa María de Condoto”, aseguró la organización.

“Es un enfrentamiento en medio de la población civil, al punto que varios han comprometido su humanidad. En el contacto que hemos tenido con los pobladores de la zona, se ha conocido que 85 familias, conformadas por 356 personas de la etnia indígena, las que están en riesgo.

Esta alerta se suma a la emitida por la Procuraduría General de la Nación, que le pidió al Gobierno Nacional intervenir de inmediato para evitar más muertes y más desplazamientos.

 

Publicidad