Juan Pablo Murillo Villa, graduado de Ingeniería Mecánica de la Universidad Autónoma de Manizales, creó ‘Plateco’, una pequeña empresa que realiza vasos y platos que son desechables, biodegradables, compostables, y no contaminantes para el ambiente.

 

Bajo el lema “¡Le apostamos a un consumo responsable cuidando nuestro medio ambiente!”, este emprendedor le dio vida a su idea de negocio hace un poco más de cuatro años. Estos platos y vasos se descomponen en menos de 60 días y se pueden reincorporar al suelo en forma de abono y sin generar contaminación al momento de hacer su disposición final.

 

“Nuestros productos no solo mitigan la contaminación al realizar la disposición final como residuos, también mitigan el impacto ambiental debido a que nuestras materias primas provienen de cultivos sustentables y sostenibles”, expresó Juan Pablo.

 

Para la realización de sus productos no utiliza plásticos, estos platos son fabricados con hojas de árboles provenientes de cultivos propios, como plátano y congo, con lo cual garantiza a sus clientes la inocuidad del mismo para servir alimentos porque no les cambiará propiedades como el olor o el sabor y tampoco los va a contaminar.

 

Hasta ahora, esta particular vajilla se ha vendido en Manizales, Pereira y Popayán, aunque Juan Pablo espera llegar muy pronto a más lugares de la geografía nacional y así, aportar a eliminar el plástico en el país.

Fuente: La Nota Positiva 

Publicidad