Una abuelita que se sentía sola denunció un robo falso para que los agentes le hicieran "compañía", informaron las autoridades.

La Policía dijo que no presentaron cargos contra la mujer, calificando su denuncia como una "mentira inofensiva".

El incidente tuvo lugar en la provincia norteña de Lecco, Italia.

Los oficiales que respondieron a la llamada de la mujer y la visitaron en su casa la consolaron y regresaron al día siguiente para ver cómo estaba, además de ofrecerle pasteles.

Charlando con ella se dieron cuenta de "que quería un poco de compañía... y compartir toda su tristeza y soledad", recalcó la Policía.

“Vive sola sin ningún familiar que la cuide a diario y está a punto de ser trasladada a una residencia de ancianos. La dama solo necesitaba hablar con alguien y pasar tiempo en compañía. Sus ‘nuevos nietos’ la tranquilizaron y la mimaron con mucha calidez humana”, señalaron las autoridades en un mensaje.

publicidad publicidad