Cristian Mena, el pequeño de 11 años que fue atacado con un machete y con armas de fuego en Quibdó, Chocó, falleció en las últimas horas, ante la gravedad de las heridas.

El menor permanecía en la unidad de Cuidados Intensivos del Hospital San Francisco de Asís, con una amputación en una de sus manos y dos impactos de bala en su cuerpo.

El fallecimiento del menor sucedió hoy a la madrugada del viernes, era el único sobreviviente de la masacre en que otros dos menores de edad fueron cruelmente asesinados, Cristian había fingido que estaba muerto para que sus victimarios ya no lo atacaran.  

publicidad publicidad