La Gobernación del Huila con su kit de maquinaria de Gestión del Riesgo de Desastres, en apoyo con los alcaldes, defensa civil y bomberos, ha hecho una intervención en el departamento en más de 25 puntos críticos, permitiendo atender de forma inmediata aquellas emergencias viales que han manifestado las distintas comunidades por motivo del fenómeno de la niña y realizando cierres en muy cortos de periodos, mientras se restablece la movilidad.

“Sólo en Balsillas que es una vía de Invías, hubo un cierre de un día, pero por lo demás todas las atenciones se hicieron a tiempo, de forma inmediata. Atendimos, por ejemplo, el represamiento en Yaguará, con algunos recursos de la secretaría de Vías; de acuerdo con los requerimientos de los alcaldes y la comunidad, hemos dado respuesta distribuyendo la maquinaria en 25 puntos”, indicó el Secretario de Vías del Departamento, Germán Alberto Ortega.

“Hemos superado diversas dificultades de emergencias viales en el territorio, pero hay que decir que, según el Ideam, en el mes de abril seguiremos teniendo los efectos del fenómeno de la Niña de manera que seguimos atentos al llamado que nos hagan para atender cualquier dificultad de obstaculice la normal movilidad en el territorio huilense”, añadió el Secretario.

El funcionario aclaró que, la prioridad en estos momentos es atender los estragos viales por cuenta de la ola invernal.

“Hasta que no termine esta situación climatológica, entramos otra vez a hacer el mantenimiento corriente de las vías, pero por ahora la maquinaria de gestión del riesgo del Departamento está atendiendo todas las afectaciones que se presentan en diversos puntos del territorio en sinergia con los Municipios”, aseguró Ortega.

Indicó también, que el Gobernador Luis Enrique Dussán López, gestionará recursos a nivel nacional para dar solución al gran daño estructural presentado, toda vez que, las afectaciones a muros y puentes son de alto costo; afirma que la atención en los derrumbes es la más constante en el departamento.

 “Hay algunos represamientos. Hay mucha repetitividad, pues se atiende una zona un día y luego al siguiente, vuelve a llover y se presenta un nuevo derrumbe, afectando la movilidad y hasta que un punto no quede totalmente resuelto no podemos ir a atender otro”, explicó el Secretario de Vías.

Finalmente, el servidor público dijo que el tema del invierno ha sido permanente, sobre todo en el sur y occidente del Huila, pero que en los días de Semana Santa mermaron un poco las lluvias permitiendo que se haya podido mejorar la atención en la mayoría de los puntos críticos.

publicidad publicidad