Xuxa Meneghel, o simplemente Xuxa, es una popular cantante brasileña que en los últimos días sorprendió a sus seguidores con unas debatibles declaraciones acerca de la población carcelaria.

 

Entre otras cosas, es conocida por ser una vehemente defensora de los animales, razón por la cual se ha identificado como vegana.

 

Durante un conversatorio que sostuvo en vivo en la Asamblea Legislativa del Estado de Río de Janeiro, Brasil, se refería a los experimentos en otras especies.

 

Acerca de las pruebas que hacían, por ejemplo, para probar cosméticos, señaló que se trataba de una práctica "innecesaria". Y, sobre las vacunas, dijo, en cambio: "Puede que no esté a favor, pero al mismo tiempo entiendo que es nuestra necesidad de vida o muerte".

 

Luego, señaló que está de acuerdo con que algunos medicamentos se prueben en seres humanos, pues advirtió que se trataba de una decisión consciente.

 

Según sostuvo, las personas tienen el suficiente criterio para asumir los riesgos que puede implicar someterse a este tipo de pruebas. Y dijo que, contrario a lo que pasa con los animales, generalmente la gente tiene una compensación monetaria.

 

Según el medio brasileño 'NBC Total', las siguientes afirmaciones fueron las que le valieron una auténtica avalancha de críticas. Antes de hablar, advirtió que lo que iba a decir podía parecerles a algunos un pensamiento "inhumano".

 

"En mi opinión, creo que hay muchas personas que han hecho muchas cosas malas que están pagando por sus errores ad eternum, para siempre en prisión, que podrían ayudar en estos casos, desde personas hasta experimentos", dijo Xuxa.

 

Y luego señaló, como si se tratara de objetos: "Creo que al menos serían útiles para algo antes de morir, ¿entiendes?". Y añadió que, ya que hay personas condenadas a pasar varias décadas en prisión, podrían "ayudar en algo" en estos experimentos.

 

Pese a que en ese momento defendió su argumento con vehemencia, más tarde se retractó y publicó un video en su cuenta de Twitter para disculparse por las declaraciones.

 

"Estoy aquí para disculparme con todos ustedes. No utilice las palabras adecuadas", aseguró. Y añadió que se había comportado como las personas que maltratan animales. "Yo también juzgué, también maltraté", dijo.

 

De acuerdo con 'NBC Total', en Brasil no hay cadena perpetua y la pena de cárcel máxima que alguien puede pagar es de 40 años.

 Fuente: EL TIEMPO 

 


publicidad publicidad