El representante del Centro Democrático Álvaro Hernán Prada, quien es investigado por la Corte Suprema de Justicia, presentó este miércoles renuncia a su curul en la Cámara de Representantes.

El representante Prada es investigado por el alto tribunal, señalado de supuesta manipulación de testigos, en un proceso relacionado con la investigación que actualmente se lleva contra el expresidente Álvaro Uribe en la Fiscalía.

Con esta renuncia, el caso del congresista del Centro Democrático pasaría a la Fiscalía General de la Nación, como ya ocurrió con el proceso contra Uribe.

De hecho, al momento de presentar su dimisión, el congresista uribista señaló que "mientras que la Sala de Instrucción de la Corte Suprema me negó practicar 15 pruebas solicitadas con las que se demuestra mi inocencia, la Fiscalía General solicitó la preclusión del caso del expresidente Álvaro Uribe".

Prada resultó implicado en la investigación por ser una de las personas que habría buscado y presionado a testigos para cambiar versiones en busca de favorecer al senador Álvaro Uribe.

Uno de esos testigos sería Juan Guillermo Monsalve, quien señala que recibió presiones para cambiar su versión sobre los supuestos vínculos del expresidente y su hermano Santiago, con grupos paramilitares desde la hacienda Guacharacas, de propiedad de la familia Uribe.

Prada habría contactado a Carlos López, alias ‘Caliche’, para que llegara a Monsalve, quien es considerado uno de los testigos dentro del expediente.

De hecho, al momento de presentar su dimisión, el congresista uribista señaló que "mientras que la Sala de Instrucción de la Corte Suprema me negó practicar 15 pruebas solicitadas con las que se demuestra mi inocencia, la Fiscalía General solicitó la preclusión del caso del expresidente Álvaro Uribe".

Prada resultó implicado en la investigación por ser una de las personas que habría buscado y presionado a testigos para cambiar versiones en busca de favorecer al senador Álvaro Uribe.

Uno de esos testigos sería Juan Guillermo Monsalve, quien señala que recibió presiones para cambiar su versión sobre los supuestos vínculos del expresidente y su hermano Santiago, con grupos paramilitares desde la hacienda Guacharacas, de propiedad de la familia Uribe.

Prada habría contactado a Carlos López, alias ‘Caliche’, para que llegara a Monsalve, quien es considerado uno de los testigos dentro del expediente.

La renuncia del congresista no cayó bien en los sectores independientes y de oposición, que señalaron que esto es una "juagada para evadir la justicia", porque tienen "una Fiscalía de bolsillo".

Fuente: el tiempo

publicidad publicidad