La alcaldesa de Bogotá le ofreció excusas a los jóvenes y a la ciudadanía por no haber comprendido desde el principio la magnitud de sus angustias y reclamos.

La mandataria expresó que, durante su recuperación por la enfermedad de Covid 19, le permitió reflexionar sobre la situación que vive la ciudad. “Durante el aislamiento por COVID, pude recuperarme y reflexionar. Ofrezco excusas a los jóvenes y a la ciudadanía por no haber comprendido desde el principio la magnitud de sus angustias y reclamos. Vamos a reaccionar al paro como lo que es: un problema social y económico”, expresó.

Al respecto, señaló que pedirá ayuda a la ONU para investigar violaciones a los derechos humanos en las protestas. “Vamos a entregar a la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos las denuncias y evidencias de violaciones a los DD. HH. durante el paro en Bogotá. Pediremos su asistencia para esclarecer los hechos y garantizar reparación y no repetición”, indicó.

Igualmente, añadió “Las prioridades de la ciudadanía cambiaron. Vamos a ocuparnos del rescate social, económico y de legitimidad que nos reclaman los ciudadanos y los jóvenes. Somos nosotros quienes debemos dar los pasos para reconstruir la confianza y plantear las soluciones a las crisis”.

Agregó, que estas prioridades se enfocarían en programas de educación y empleo de emergencia para jóvenes y mujeres, de renta básica para todas las familias en pobreza extrema.

Finalmente aseguró: “Aunque todavía tenemos grandes riesgos por la pandemia, reforzando autocuidado y protocolos de bioseguridad vamos a reactivar TODOS los sectores económicos de Bogotá a partir del 8 de junio. Los ciudadanos necesitan trabajar para salir adelante”.

Publicidad