Julian Priest, un inglés que acostumbra a recoger basura de las playas y publicar en sus redes sociales los descubrimientos más curiosos que hace, se llevó una gran sorpresa al toparse con un envoltorio de plástico para dulces que data de los años 80. El hallazgo ocurrió en la ciudad costera de Hoylake, ubicada en Wirral, al nororiente de Inglaterra.

Priest compartió la foto con la descripción “Hallazgo en la playa” y en ellas se alcanza a ver, en el empaque, la fecha de caducidad del producto que guardaba: 11 de junio de 1988, lo que significa que fue fabricado mucho antes y probablemente tenga alrededor de 35 años.

El producto era una barra de chocolate con relleno de coco de la empresa Mars, la compañía manufacturera de dulces más grande del mundo, pues tiene dentro de su catálogo marcas reconocidas como Snickers, Milky Way y M&M’s.

Por supuesto, la noticia llamo la atención debido a que, con su fecha de vencimiento, se puede calcular un aproximado de la fecha de su creación y pese a que llevaba enterrado en la playa más de 30 años, su empaque aun estaba en buenas condiciones.

Este hallazgo es muestra del gran impacto ambiental del plástico, pues es un material que puede tardar entre 100 y 1.000 años en degradarse; también es muestra de que aún falta desarrollar más conciencia de las personas, que arrojan basura sin importar el sitio en el que se encuentran ni tener en cuenta las afectaciones que eso genera en el presente y repercute a través de los años.

publicidad publicidad