Al menos 48 personas han muertos en Alemania y Bélgica a causa de unas graves inundaciones.

La mayoría de las muertes se han registrado en el oeste de Alemania, 42, y también hay decenas de desaparecidos, según informó este jueves la policía local.

Por el lado de Bélgica, al menos otras seis personas han muerto, 10 casas derrumbadas, edificios y automóviles han sido arrasados por los torrenciales aguaceros. Las autoridades en el este del país, han instado a todos sus residentes a evacuar.

Estos incidentes son consecuencia de los niveles récord de precipitación que Europa occidental ha experimentado en los últimos días y que han provocado que algunos de los principales ríos de la región se desborden.

Helicópteros de la policía y cientos de soldados han sido desplegados en algunas áreas para ayudar a los residentes varados. De acuerdo con la policía, decenas de personas esperaban en los tejados de sus casas mientras eran rescatadas.

Los servicios ferroviarios en la mitad sur de Bélgica han sido suspendidos debido a las precipitaciones e inundaciones.

Los pronósticos sugieren que se esperan más lluvias fuertes en gran parte de Europa Occidental hasta este viernes.

publicidad publicidad