Noticias Caracol conoció el caso de un docente de educación física que aún trabaja en un colegio público de Bogotá y que es señalado por abuso sexual a alumnas durante varios años.

Reclutaba a sus víctimas, todas menores de edad, en la institución educativa y las involucraba con su fundación de danza, donde, por increíble y aterrador que parezca, junto con su propia esposa, cometía todo tipo de vejámenes sexuales contra las niñas.

Los hechos ocurrieron hace más de 10 años, pero hoy, ya mayores de edad, las víctimas decidieron denunciar.

"Pero, progresivamente, te van pidiendo cosas. Entonces: ‘Por favor, quítate lo que llevas puesto, ponte este velo, ponte esta falda, quítate la ropa interior, muévete, mueve la cadera’. Y así, progresivamente, ellos van acercándose corporalmente a uno, es decir, empiezan a tocarle las partes íntimas, empiezan a besarte", aseguró una de las víctimas.

Bajo una fuerte presión psicológica y con dominio total sobre las estudiantes se llevaban a cabo los presuntos actos de abuso sexual.

"Hacen algo que ellos dicen que es yoga tantra y es el juego de las lunas. Y en el juego de las lunas, la idea es que muchas mujeres se tocan, se acarician, se besan, y si alguna de nosotras no está de acuerdo, lo que hacen es que la esposa de él interviene y nos dice que sí, que está bien", anotó la víctima.

Luego de que las víctimas estaban convencidas y dominadas, según el relato, fueron abusadas sexualmente.

"Cuando va pasando el tiempo y ya uno va creciendo y va viendo que esto no es nada religioso, porque él nos vende la religión como un concepto y tú vas a esos espacios y dices ‘no, esto no es apropiado, esto no debió pasar’. Ahí es donde tú te das cuenta que has sido abusado por mucho tiempo sin ser consciente, incluso", afirmó.

En la primera denuncia formal sobre este caso de abuso sexual, con la que inició la investigación de la Fiscalía, otra de las estudiantes cuenta las terribles situaciones que vivieron.

"Él nos grababa y luego nos mostraba grabaciones de las otras compañeras, las tenía en discos extraíbles, un día me citó y me mostró sexo entre animales y mujeres", señala la denuncia.

Alexánder Rogelis, abogado de las mujeres afectadas, contó cómo ha sido el proceso para esclarecer este caso y cuántas son las primeras víctimas reconocidas.

"Se realizó la respectiva investigación y se llegó a identificar 9 personas, sabemos que son más", sostuvo.

También, habló de los delitos por los que respondería la pareja señalada de abuso sexual.

"Actos sexual con menor de 14 años y acceso carnal abusivo con menor de 14 años. Muchas de las conductas fueron realizadas a víctimas entre los 13 y 14 años", dijo el abogado.

A través de un documento, la Fiscalía confirmó que la investigación avanza en un despacho de la unidad de delitos sexuales de Bogotá y que "se están realizando actos de agendamiento y solicitud de audiencias preliminares".

publicidad publicidad