En China recién se estrenó lo que es el tren más rápido del mundo, aunque compite contra el maglev de Japón, este lo supera. Actualmente los trenes de levitación magnética se han convertido en una industria muy viable. En el caso de China, el país asiático lleva casi dos décadas utilizando este tipo de tecnología. Por ejemplo, en el caso de Shanghái, este cuenta con una línea corta de maglev que va hacia uno de los aeropuertos de la ciudad.

 

Ahora bien, es importante mencionar que el desarrollo del maglev que recién se estrenó, inició en el 2016 y culminó hace un año, en 2020. El mismo cuenta con conjuntos de cinco vagones y fue montado por la compañía China Railway Construction Corp. Es decir, los encargados del desarrollo de este tren son nada más y nada menos que los mayores fabricantes de vagones en el mundo. La empresa era la responsable de poner al punto el maglev y probarlo, prueba que fue exitosa en junio de 2020.

 

Por su parte, este tren tiene la capacidad de ejecutar un viaje de 1.000 km en tan solo tres horas y media, esto, incluyendo tiempos de espera. Las horas que se reducen, según el cálculo de un tren bala convencional, son dos, incluso, haciendo el mismo recorrido. Un ejemplo claro de esto es el viaje que se realiza desde Pekín hasta Shanghai. Este gran avance en el mundo vial y ferroviario hará que poco a poco quienes desarrollan trenes de hyperloop, deban apuntar mucho más alto. Si bien es cierto que construir un tren de levitación magnética es costoso, hay países como Japón y Alemania que están dispuestos a ello.



publicidad publicidad