Desesperados están los familiares de Jackeline Franco Trujillo, quien completó una semana desaparecida tras caer al río Cauca a la altura de Valdivia, norte antioqueño.

La mujer se movilizaba en un camión junto a su hijo de 4 años y su esposo, el conductor David Montoya, quienes fueron hallados muertos en el afluente. Los seres queridos ofrecieron $1 millón por información que permita encontrarla.

Cristian Franco, hermano de Jackeline, continúa en el Bajo Cauca antioqueño acompañando a pescadores y socorristas que recorren el río en búsqueda de la mujer. La familia es oriunda de Tuluá, Valle del Cauca.

"Hasta el momento, no hemos podido encontrar a mi hermana. Quiero pedir la colaboración de todas las personas, que si saben algo, nos den la información o la ubicación. Tenemos mucha ansiedad y sosiego. Estamos en Nechí con los socorristas quienes lideran la búsqueda y estamos cansados. Por favor, que nos colaboren para encontrar a mi hermana", señaló.

Hugo Muñoz, líder del sector donde encontraron el camión, contó que el vehículo habría flotado. "Los pescadores fueron los primeros en ver el camión. El carro estaba de lado. Las personas que llegaron dijeron que los vidrios estaban quebrados, pero no había gente. Como el río tiene tanta fuerza, seguro los sacó".

El cadáver del niño de 4 años fue hallado en el río a la altura de Caucasia, Bajo Cauca; y su padrastro, fue arrastrado hasta  San Jacinto en el departamento de Bolívar.  El camión llevaba una carga de paños húmedos para bebés, cubría la ruta Cartagena-Cali y cayó al afluente en una zona que tiene una profundidad de 6 metros y una gran corriente.

publicidad publicidad