En la mañana de este domingo se registró una tragedia al interior de un apartamento en el barrio Primavera, localidad de Puente Aranda, en el sur de Bogotá. Allí, autoridades hallaron los cuerpos sin vida de un patrullero de la Policía Nacional y a sus dos hijos, de 7 y 10 años, junto a la pareja del uniformado gravemente herida con arma blanca.

Los hechos ocurrieron en el conjunto Parques de Primavera, donde autoridades encontraron aún con vida la esposa del patrullero, quien de inmediato fue trasladada al hospital San José.


Un comunicado de la institución, conocido por BLU Radio, apunta a que la primera hipótesis del crimen es que el uniformado, identificado como Iván Arturo Zorro Penagos adscrito a la División de Carabineros, habría cometido los dos homicidios y agredido a su pareja antes de quitarse la vida.

Zorro Penagos llevaba 13 años en la institución y actualmente hacía parte del grupo de guías canino.