El día 15 de febrero de 2017, Idalia Rentería falleció a manos de sicarios en Bello, Anitoquia. Dos disparos acabaron con su vida.

Los hechos ocurrieron en el municipio de Bello cuando Idalia Rentería se movilizaba en un taxi. Los sujetos aprovecharon que el conductor se había bajado del taxi para cambiar un billete de 50 mil.

En ese momento cometieron el crimen.

El testimonio del taxista fue clave para dar con las pistas del asesinato de la profesora e ingeniera ambiental, Idalia Rentería.




Gracias a que el celular de Idalia quedó en el carro, tras su muerte, este permitió revelar todos los detalles a la Policía.


Familiares desconocían la identidad de la persona que estaría tras el asesinato de Rentería, sin embargo, el celular reveló que Idalia tenía una cita ese día con una amiga muy cercana.

Kelly Arboleda la habría citado en Bello para pagarle los 25  millones de pesos que le debía hacía varios meses. Sin embargo, prefirió mandarla a matar.

Los investigadores se dieron cuenta de que Kelly era la autora intelectual del hecho, debido a que citó a su amiga en Bello y ella se encontraba en Quibdó.
Además, era la única persona que sabía con exactitud la dirección del lugar del encuentro, donde llegaron los sicarios a acabar con su vida.

Kelly siempre estuvo cerca de la familia de Retería, luego de la muerte de Idalia, para así no levantar sospechas.

Sin embargo, el celular y unas conversaciones en WhatsApp señalaron quien era la autora intelectual del hecho.

Luego de varios meses, las autoridades lograron capturar a Kelly Arboleda. Tras varios interrogatorios, la mujer reconoció haber estado tras el atentado.



La razón, una deuda de 25 millones de pesos. Luego de llegar a un preacuerdo con la Fiscalía Kelly aceptó el asesinato y logró una pena de 12 años de cárcel.

Para los familiares de Rentería es una corta condena comparada con el dolor que el asesinato causó en la familia.

Además, durante el proceso Kelly quedó embarazada y logró obtener casa por cárcel mientras terminaba su etapa de gestación.

Ahora, se encuentra en una cárcel en Quibdó.

Tomado de Publimetro.com