Un taxista, denunció ante PITALITO NOTICIAS, la construcción por parte de la comunidad de reductores improvisados, que además de no contar con los respectivos permisos, o estudios técnicos, no tienen las medidas requeridas y causan caos en la movilidad vehicular.



Estas fotografías, son de la carrera séptima, entre calles segunda y tercera, tomadas en la mañana de este miércoles, cuando varias personas realizaban la construcción de estos reductores de velocidad.
El taxista, indica que son demasiado altos, y que le impide el paso con su vehículo, por lo cual tuvo que devolverse y tomar una vía alterna.



De la misma manera, solicita a las autoridades del municipio que revisen el tema, para evitar que se genere un traumatismo a todos quienes se movilizan por estas vías.

publicidad