Agentes de la Policía Metropolitana de Barranquilla capturaron en flagrancia a una mujer en Galapa por el delito de Violencia Intrafamiliar.

El caso se logró por las voces de auxilio de la comunidad en la carrera 16 G Nº 2D-23 del barrio Los Carruajes de Galapa.

“Los uniformados logran observar a un niño de 10 años, amarrado con una cadena de hierro de su pierna hacia una mesa de comedor, viendo televisión”, dice el informe de la Policía.

Por lo que los policías le preguntan a la madre del niño, identificada como Angélica Urbina Freyle, de 47 años, que por qué lo tenía atado, manifestando esta mujer que “era su forma de corregir y lo seguirá haciendo hasta las últimas consecuencias”.

Los uniformados proceden con la captura de la madre y la trasladan a las instalaciones de la URI, por el delito de violencia intrafamiliar.

Mientras que el niño fue conducido al hospital de Galapa, donde los galenos manifiestan que presenta desnutrición grado 1, con cicatrices en su piel y señales de maltratos.

Posteriormente la Policía de Infancia y Adolescencia lo deja a disposición del Bienestar Familiar.


publicidad