Rahim Hajir, de 38 años, es un piloto en formación y paracaidista experto de origen iraní que le propuso a su novia, Kaitlyn Roule, de 27 años, ser su esposa.

 Según reportó el diario inglés ‘Daily Mail’, el hombre habría estado practicando durante toda una semana lanzarse al vacío con el anillo entre los dientes.

Momentos después de lanzarse juntos del avión, el hombre abre el paracaídas y y estabiliza la velocidad de descenso. Es entonces cuando decide entregar el anillo a la joven en medio de un breve discurso en el cual aseguró, entre otras cosas, que la amaba cada día más.

El asombroso acto ocurrió a poco más de 4.800 metros de altura, mientras la pareja sobrevolaba el Gran Cañón en Arizona, Estados Unidos.

 El medio inglés reportó que para Hajir tomar el anillo en el aire fue un movimiento difícil. ”Quería una propuesta fuera de este mundo. No quería una habitual como esconder un anillo en un pastel o en una copa de champán”, indicó el arriesgado novio.

 Por su parte, la ahora prometida aseguró que estaba totalmente sorprendida por la propuesta, pues ellos hasta el momento no habían hablado de matrimonio, sin embargo, (y a esas alturas) no tuvo que pensarlo dos veces antes de decir que sí.

“Tenemos una hija juntos, así que pensé que eso era todo. No esperaba una propuesta en absoluto porque no habíamos hablado sobre comprometernos”, afirmó la próxima esposa.

Ellos, según el ‘Daily Mail’, se conocieron en un bar de Miami y, desde entonces, han estado juntos durante los últimos tres años. Tienen una hija de dos años llamada Bella.

 Hajir introdujo a Roule en el paracaidismo apenas se conocieron y empezaron a hacer actividades de pareja.

Ahora es uno de los pasatiempos preferidos de ambos. Y con esta insólita propuesta matrimonial lo será durante mucho tiempo.

“Rahim hace paracaidismo todos los días por trabajo y yo voy un par de veces al año con él”, aseguró la joven.


Tomado de: El Tiempo  

Publicidad