El Gobierno presentó este martes la nueva reforma tributaria con la que espera conseguir los recursos para financiar los programas sociales, cumplir algunos de los compromisos con los jóvenes adquiridos en el marco del paro nacional, aliviar un déficit fiscal que supera los $90 billones y comenzar el camino para recuperar el grado de inversión.

La nueva reforma tributaria tiene una meta de $15,2 billones. El recaudo que se distribuirá de la siguiente manera:

$1,9 billones anuales del plan de austeridad: se propone frenar el crecimiento de la burocracia, y la reducción de gastos en la adquisición de equipos, vehículos, viáticos y gastos de publicidad.

$2,7 billones del fortalecimiento de la lucha contra la evasión fiscal, que contempla la modernización de la Dian, la transformación de la factura electrónica y la georeferenciación de inmuebles.

$6,7 billones por cambios en la tarifa del impuesto de renta corporativa. La tarifa será de 35%, pero continúan los beneficios de la Ley de Crecimiento de 2019 (para contratación de jóvenes, Economía Naranja, sector agroindustrial y hoteles y parques). Además, el sector financiero tendrá una sobretasa de 3 puntos porcentuales hasta 2025.

$3,9 billones al bajar del 100% al 50% el descuento del impuesto de industria y comercio (ICA).

En esta oportunidad los principales gremios del país manifestaron el interés de asumir la mayor parte de la carga de la nueva reforma tributaria. Por esto, en la reforma las empresas concentran el 60% del recaudo esperado. Gran parte de estos recursos se dan por reducir o aplazar algunos de los beneficios aprobados durante la ley de crecimiento aprobada en 2019.

Este es el segundo intento del Gobierno de presentar una reforma tributaria en lo corrido del año. La primera apuesta tenía una meta de cerca de $25 billones por medio de propuestas que concentraban el recaudo en las personas naturales y en la clase media: ampliar la base gravable del impuesto de renta y acabar el grupo de exenciones del IVA. Pero debido al estallido social del 28 de abril, se retiró el proyecto para construir uno nuevo por medio de consensos.

El proyecto de ley de la nueva reforma tributaria será radicado en el Congreso el próximo 20 de julio.

publicidad publicidad