“Agradecemos a los medios, así como a sus fieles seguidores e informamos a nombre de su equipo médico con el permiso de la familia Fernández Abarca, que el estado actual que guarda Don Vicente Fernández, es sin duda grave, pero estable, como es la secuencia del trauma por la caída misma que generó un traumatismo raquimedular a nivel de la columna cervical”, dice un comunicado oficial emitido a través de las cuentas del cantante Vicente Fernández.

 

Con base en eso, Carlos Mario Pulido, médico de la Universidad Nacional, considera que no hay mucha información que permita hacer un análisis con respecto a su cuadro clínico, la evolución y el pronóstico.

 

Lo primero, dice Pulido, es que un trauma cervical puede comprometer solo los tejidos blandos o las vértebras, pero también puede afectar el sistema nervioso central a nivel de la médula y consecuentemente los nervios que de allí emergen y en cada caso los síntomas, los riegos y los desenlaces son diferentes y nada de eso se conoce.

 

Lo que ha trascendido es que requirió manejo quirúrgico, por lo que se presume que hubo alteración en la posición o en la estructura de las vértebras que exigió una intervención que por sus características implica riesgos y más en una persona de más de 80 años.

 

De hecho, el mismo comunicado dice que “en este momento del posoperatorio se encuentra con asistencia ventilatoria y cuidados de paciente crítico en la unidad de Terapia Intensiva” y eso, según pulido, aunque puede formar parte de los procesos normales en estos casos, es necesario conocer un verdadero parte médico para poder definir su pronóstico.

 

“Lo cierto es que todo indica que el cantante atraviesa por una situación de cuidado, sobre todo si tuvo compromiso neurológico y esperar su evolución”, remata Pulido.

Fuente: EL TIEMPO


publicidad publicidad