A la cárcel fue enviado Anderson de Jesús Romero Ugueto, señalado asesino del patrullero Humberto Sabogal, a quien -según pruebas- le disparó en medio de una requisa en el sur de Bogotá, donde también resultó herido el agente Jesús David Pineda.

Durante la audiencia virtual, el fiscal del caso dijo que el detenido fue sorprendido “con objetos, instrumentos o huellas de los cuales aparenta fundadamente que acaba de cometer un delito o de haber participado en él”.

Asimismo, se le incautó “un arma de fuego tipo revólver calibre 38”, agregó.

Para el juez 43 de control de garantías, Romero actuó de manera alevosa y sin ningún respeto por la vida y puso como ejemplo la manera como disparó contra los policías Humberto Sabogal y Jesús Pineda y más adelante, en su huida, contra un taxista que colaboraba con su captura.

"Fíjese que la intención que se estaba realizando ahí no era la de lesionar o asustar a los uniformados, no, la intención estaba dirigida a causarles la muerte como en efecto ocurrió con Humberto Sabogal Soto”, manifestó.

El togado decidió imponer medida de aseguramiento carcelario contra el señalado asesino de Humberto Sabogal, que cumplirá en la cárcel Modelo de Bogotá.

“No puedo ser descoordinada, no puedo perder la esencia de la situación, que es una situación grave, entonces no me opongo a la medida”, dijo la abogada al conocer la decisión.

Asimismo, el fiscal del caso señaló que el señalado asesino del patrullero Humberto Sabogal ya había cumplido el tiempo autorizado para estar en el país, “lo que indica que a la fecha se encuentra en Colombia en permanencia irregular”.

Romero deberá responder por los delitos de homicidio agravado, fabricación y porte ilegal de armas y hurto agravado.

publicidad publicidad