Una llamada al 911 de Argentina alertaba sobre un hombre que había recibido un disparo con arma de fuego de la manera más absurda: se le disparó a una joven que se tomaba una foto.

Según el reporte, la mujer que tenía el arma de fuego decidió tomarse una fotografía. Fue en ese momento cuando se escuchó un estallido y la angustia se apoderó de los presentes.

Pero mientras todos volteaban hacia la mujer, un hombre se desvanecía: la bala había impactado en su cuerpo. Cuando se acercaron, descubrieron que el disparo se había alojado justo en la frente de Dylan Robledo, como fue identificada la víctima.

En cuanto vio su "error", la mujer que se intentó sacar la foto con el arma huyó de la escena del crimen y ahora es buscada por las autoridades para que responda por el delito de homicidio.

publicidad publicidad