Las  heces   de  semovientes   equinos  se  constituyen  en un serio problema para  el desplazamiento  de  los  motociclistas  en el  área  urbana   de Pitalito.

Un  ciudadano,  resultó  seriamente   lesionado  al  sufrir   una caída  cuando se  desplazaba   por un sector  del municipio,  debido  a  que perdió  el control  de  su moto debido  a  la presencia  de estos restos  biológicos   en  plena   calle.

Se  ha  solicitado  a  la  Policía   de Ambiente adscrita  al  V  Distrito  de  Policía   y  así  mismo  a la  administración  municipal   para  que   se  realicen  reuniones   con   los conductores   de  vehículos  impulsados   por  caballos    con el fin  de cumplir  con el requerimiento  básico  que    permita  su  circulación  dentro del perímetro urbano.  Indican que   es necesaria la exigencia   a  estos conductores  para  que   coloquen  una   pañalera   para   que  el excremento del   caballo   no quede  esparcido.

Así  mismo  se   ha  recordado que  existe  un  comparendo  ambiental que  es aplicable   en caso de evidenciar   este  tipo  de   infracciones. La multa   la impone   la Policía  de  Ambiente.

Además, se busca que   sea  controlada la  salud  de  los  caballos,  algunos de ellos   víctimas  del  maltrato.

Ciudadanos  manifiestan que  algunos   conductores   de  las  populares  "zorras"  no cuidan  en forma  debida  a  sus  animales, por lo que se requiere   una intervención  del   gobierno  municipal   para   socializar  alternativas a fin de  evitar   casos   lamentables.

Por  otra   parte;  algunos  de las  asociaciones   municipales continúan  su  labor   de  buscar  recursos  para   lograr  la reconversión  vehicular  a  vehículos   motorizados   para  continuar   su  actividad   laboral en este   municipio.