La mujer cometió este acto para grabar un video para redes sociales. El caso sucedió en Texas, donde la manipulación de productos alimenticios es considerada un delito de segundo grado.

 Mujer que probó helado y lo devolvió al refrigerador podría ir 20 años a prisión

Una mujer que quería grabar un video viral en el que probaba un helado y lo devolvía al refrigerador en una heladería en Lufkin, Texas (EEUU) podría afrontar 20 años de prisión de acuerdo a la Policía de este estado.

Woman seen licking Blue Bell ice cream at a Walmart in Texas faces second-degree felony charge. The charge comes with a 2 to 20 Years in prison & $10,000 in fines.

All Products of the food tampering" have been pulled from store shelves. #FridayThoughts

La broma de la joven le podría salir muy cara porque fue acusada de manipulación de productos alimenticios, un delito de segundo grado en este estado y que puede ser castigado con una sentencia de entre 2 y 20 años en prisión. Además podría recibir multas de hasta 10.000 dólares.

La Policía de ese poblado informó que, en un inicio, se creía que el hecho había sucedido en un supermercado Walmart entre San Antonio o Houston pero después se puedo establecer que había sucedido en Lufkin.

El supermercado donde se perpetró el crimen fue Blue Bell, que un comunicado manifestó que un “acto vicioso de manipulación de productos alimenticios se había llevado a cabo”.

Los empleados de Blu Bell fueron contactados y con las cámaras de seguridad se confirmó que el acto criminal había sucedido en una de sus tiendas en donde la joven probó medio galón de helado para luego devolverlo al refrigerador.

El nombre de la joven, que nació en San Antonio, no fue revelado por las autoridades porque es una menor y debe ser protegido de acuerdo al Código de Familia de Texas.

“La seguridad de nuestros helados es una prioridad y trabajamos en mantener el mayor nivel de confianza en nuestros productos”, comunicó la heladería en un comunicado.

“La manipulación de alimentos no es una broma y no vamos a tolerar que manipulen nuestros productos. Agradecemos a los clientes que nos alerten y nos den información al respecto”, agregó.
La compañía alertó a sus consumidores manifestando que si uno de sus helados fue abierto va a quedar evidenciado con la rotura del sello de seguridad.

En Estados Unidos se ha generado conmoción teniendo en cuenta que la joven podría afrontar una pena muy elevada por un acto que en realidad era una broma.

La Policía ahora busca al hombre que grabó el video, que lleva más de once millones de reproducciones, y que se escucha alentando a la mujer.


publicidad